miércoles, 7 noviembre 2012

 

Nadie que no haya pasado por una depresión, conoce la tristeza.

A nadie se le puede explicar lo que se siente cuando la muerte te mira a los ojos.